23 de diciembre de 2020

Mariel Díaz, ingeniera, emprendedora y CEO de Triditive

Esta colombiana afincada en el Principado desde el 2010 es una emprendedora DeepTech que trabaja en robótica para fabricación avanzada.
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Por Jorge Coscarón

Mariel ha sido premiada como Mejor Mujer Emprendedora de España 2018 por la Fundación Secot y Repsol, es embajadora de Asturias de Mujeres en la impresión 3D y fue finalista al premio global de Women in Tech 2020 en la categoría Startup.

¿Qué te enamoró de la impresión 3D para que apostaras por ella?

Es una tecnología que puede suponer la revolución en cómo fabricamos las cosas. Puede significar el cambio hacia la transición de fabricación más sostenible y a mejorar la vida de los trabajadores en la planta productiva, contribuyendo a crear una industria manufacturera más competitiva.

Eres CEO y fundadora de la startup Triditive, especializada en fabricación en serie. ¿Cómo descubriste esta necesidad en el mercado?

Triditive ha creado AMCELL, la primera Impresora 3D industrial de metal automatizada gestionada por Machine Learning para producir grandes series de piezas bajo demanda ‘Just-in-Time’. Nuestro exclusivo software EVAM es la única plataforma que garantiza la fiabilidad de la producción y la reducción de defectos en tiempo real, incrementando la precisión y el rendimiento a través de nuestros algoritmos de gestión y optimización de producción. Hemos salido de la zona de confort y hemos apostado fuerte para conseguir demostrar que la tecnología que desarrollamos es disruptiva y levanta el interés tanto de clientes como inversores, consiguiendo traccionar inversión americana a Asturias.

Tenéis presencia en España y en Estados Unidos. ¿Cuáles son las principales dificultades legales a las que os habéis enfrentado al constituir la empresa?

Hay infinidad de dificultades cuando una empresa española va a competir en un mercado americano. Hay varios procedimientos previos como, por ejemplo, la solicitud de visados para poder hacer negocios en Estados Unidos como emprendedor y por supuesto todo el proceso de incorporación de una filial de una empresa española en EEUU. Hay que tener en cuenta que el proceso de ‘soft-landing’ es largo y complicado, y se debe tener una estrategia clara y apoyarse en expertos que te eviten dolores de cabeza.

Háblanos de vuestra iniciativa ‘Covid 19 response’.

Entendimos que nuestra tecnología podía ser adaptada para aliviar la crisis de aprovisionamientos de productos sanitarios debido a la rotura de la cadena de suministros. Nuestra visión es mejorar la vida de las personas a través de la tecnología, por esta razón pusimos a disposición nuestra capacidad de producción para fabricar pantallas faciales para donarlas y además adaptamos nuestra plataforma de software para que sirviera como inventario digital de todos los componentes de los que había escasez para que centros médicos y residencias pudieran solicitar material a través de ella. Con esto pudimos hacer cientos de donaciones en España y también en Latinoamérica.

¿Encuentras que empieza a haber más presencia de mujeres en el sector industrial?

Las mujeres representan únicamente el 29% en la industria manufacturera y si analizamos el número de mujeres CEO de empresas industriales, ese porcentaje puede caer hasta el 2%. Es una situación que parece que está en proceso de cambio, pero es un trayecto largo y un trabajo arduo.

¿Te has topado con más dificultades por ser mujer al frente de una startup tecnológica?

Siempre es más complicado, en cada estadio al que tu startup evoluciona hay que derribar un techo de cristal y demostrar una y otra vez tu valía. A esto hay que añadirle que soy Founder latina y somos una especie muy rara y de poca representación en el mundo emprendedor. Me he convertido en una de las 90 latinas en la historia que han levantado más de un millón de euros de financiación para empresas de base tecnológica.

Como emprendedora, ¿cuál es la lección más valiosa que puedes compartir?

Mantenerte fiel a tus principios y a tu visión, pero también convertirse en una esponja y aprender lo bueno de todos aquellos que te aporten experiencia y que puedan propulsar tu negocio y tu carrera. Y apoyarse en una comunidad de mentores que puedan darte feedback especialmente en las primeras fases. Emprender es vivir y sentirse cómodo con el riesgo, es saltar al abismo siempre y no saber si vas a poder llegar a la otra orilla o caer y destrozarte en la caída.

¿Cuáles son tus planes para el futuro más inmediato?

Demostrar que en España podemos ser desarrolladores de tecnología. Para esto estamos finalizando la inauguración de nuestra fábrica en Asturias y lanzando nuevos productos al mercado, además queremos continuar con nuestra penetración en el mercado americano con lo cual le daremos en 2021 un empujón importante a nuestro crecimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Laura Duque «Automatizar ciertos procesos en un despacho permitirá que los abogados den más valor añadido a su profesión»

El trabajo de renovación del código ético y de conducta de Mutualidad Abogacía, llevado a cabo por el departamento de Cumplimiento y Legal de Mutualidad Abogacía, del que Laura es subdirectora general, acaba de recibir el premio ASCOM dentro de la categoría Empresa. Dicha reforma surgió a partir de crear un comité de Ética centrado en la Inteligencia Artificial, del que, también forma parte.

Leer Más >>