20 de diciembre de 2016

Un abogado emprendedor innovador

De la crisis, una oportunidad. La actual situación laboral y la incertidumbre han hecho florecer una nueva categoría: los jóvenes abogados emprendedores innovadores. Estas son algunas de sus claves.
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
  • Fusión entre tradición y modernidad

Si tu elección pasa por crear tu propio despacho de abogados, debes ser capaz de fusionar los conceptos tradicionales como vocación, rigor académico, honestidad, seriedad, ética, confianza, lealtad o diligencia con herramientas que te ayuden a vender sus servicios, como las técnicas de marketing online y offline, la captación, posicionamiento y fidelización de clientes, etc.

Ello te permitirá prestar los servicios jurídicos de una manera imaginativa, práctica, flexible y a la vez eficaz. Por ejemplo, aplicando técnicas de ventas y marketing, como una primera consulta gratuita, presupuestos cerrados, con financiación, con una cuota fija y otra variable, etc.

En definitiva, se trata de cambiar el chip: ya no son los clientes los que vienen a buscarnos, sino que somos nosotros los que tenemos que salir a vender nuestros servicios.

  • Empresa de servicios jurídicos y partners estratégicos

Muy ligado a lo anterior, la clave pasa por concebir tu despacho o firma como una empresa de servicios jurídicos que hay que gestionar, tenga el tamaño que tenga, aplicando los mismos criterios y técnicas de gestión de los negocios.

Debes poner a tus clientes en el centro de tu estrategia y deben percibirte como uno de sus partners estratégicos. Es decir, sentir que te anticipas y adaptas totalmente a sus necesidades, aportando un valor añadido a su negocio y acompañándole en su día a día. Tienes que convertirte en su referente jurídico y ser capaz de ofrecerles un servicio integral, por ejemplo, recurriendo al outsourcing o subcontratación, a través de acuerdos y alianzas con otros profesionales o pequeños despachos especializados.

  • Herramientas tecnológicas

No debes temer a las herramientas tecnológicas, pues se están convirtiendo en una necesidad obligatoria más que en un valor añadido. Aplicarlas te permitirá captar y comunicarte con tus clientes de manera más eficaz a través de internet y las redes sociales. Incluso, si vas más allá, pueden constituir por sí mismas una oportunidad de emprendimiento, por ejemplo a través de la creación de start-ups que ya se están abriendo paso en el sector.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Berta Santos, coach jurídico y profesional

Según se recoge en el último Informe GEM España sobre el emprendimiento, seis de cada cien personas son emprendedoras en nuestro país. Su perfil es el de un varón de edad media con formación superior, pero la brecha de género se está reduciendo cada vez más: el 53,1 por ciento de los hombres frente al 46,9 por ciento de ellas.

Leer Más >>